Niños salvados del cáncer gracias a la impresión 3D de réplicas de sus tumores 

Siguenos:

Categorias:

Calendario bloq

LunMarMieJueVieSabDom
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930   
       
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 
       
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31      
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  
       
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031    
       
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
       
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
       
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728     
       
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     

Facebook

Twitter

Suscripción al blog

Niños salvados del cáncer gracias a la impresión 3D de réplicas de sus tumores - impresoras 3D

 

 

Niños salvados del cáncer gracias a la impresión 3D de réplicas de sus tumores.

 

La Fundació CIM es una entidad adscrita a la Universitat Politècnica de Catalunya · Barcelona Tech (UPC) que tiene como misión institucional transferir conocimientos de ingeniería y gestión de la tecnología a las empresas y profesionales que buscan ampliar las posibilidades de la industria del territorio a través de la creación, mejora y promoción de sus productos y procesos de fabricación.

Como instituto perteneciente a una universidad pública, también tiene como prioridad acercar la fabricación a la sociedad, ayudando a romper la barrera entre las personas y la tecnología digital vinculada al “manufacturing”, acogiéndolas bajo el criterio de que se generen puestos de trabajo de gran valor añadido.

La actividad de la Fundació CIM en investigación y desarrollo de tecnologías de fabricación digital es de interés tanto para la ciudadanía –que la puede aplicar en nuevos modelos de negocio-, como para el tejido industrial –que debe innovar y crear valor añadido que lo capacite para competir en el contexto internacional-.

La Fundació CIM quiere estar al lado de las personas y las empresas para facilitarles herramientas en un entorno que está cambiando las reglas del juego de la mano del impacto de la fusión entre el mundo digital y el mundo de la fabricación.

Su presidente, Felip Fellonosa, demuestra el fruto de esta política en una entrevista concedida al diario la Razón sobre la aplicación, junto con el hospital Sant Joan de Déu de Barcelona, de la impresión 3D a la medicina y de la que, por su interés, nos hacemos eco:

–La impresión 3D no deja de sorprender con noticias como que un niño con una escoliosis grave puede volver a sentarse gracias a esta tecnología o que en un futuro cercano podremos imprimir a nuestra pareja. ¿Cuántas cosas se pueden hacer?

–En la pantalla de un ordenador podemos ver desde un correo electrónico a una pieza diseñada en 3D. En el momento en que tienes una pieza dibujada piensas, ¿esto no lo podría tener encima de al mesa? Y de la misma manera que puedes imprimir en papel el texto en word que hay en la pantalla de tu ordenador, con el 3D pasa lo mismo. Desde el momento en que se puede dibujar una pieza en 3D y rotarla en la pantalla, se crea la necesidad de tenerla encima de la mesa. Ya en 1989 aparecen los primeros sistemas de impresión en 2D.

–¿Se imprime con unos materiales concretos?

–Los primeros modelos eran más limitados, pero en paralelo hubo una revolución de los materiales. En el Centro Avanzado de Automoción de Bilbao, para hacer reactores de aviones ya se trabaja con titanio. Hay mucho trabajo por hacer, pero dime un material y te diré se imprime en 3D.

–La madera

–También se imprime madera, en láminas, como si fuera papel

–Hace 100 años Henry Ford revolucionó la industria con el trabajo en cadena, ¿la impresión en 3D está alterando la industria como entonces?

–Nadie duda de que estamos ante la Revolución Industrial 4.0, en un momento disruptivo. El fordismo hizo factible superar los grandes costes del trabajo artesanal y democratizó el acceso a los bienes: bajaba el coste en base a la producción, que también se abarataba, y de esto hemos vivido y seguimos viviendo. Con la impresión en 3D, se propone volver a lo artesanal, pero con los costes de la fabricación en serie. Es interesante porque Henry Ford nos decía «tendrá un coche siempre que sea negro» y ahora con la impresión 3D puedes elegir el color y cuesta lo mismo. No hay un sobrecoste por personalizar. Además, hoy puedes tener una impresora en 3D en casa por el precio de un smartphone

–¿Estos robots sustituirán la mano de obra de las personas?

–No, porque tras una impresión en 3D hay mucho trabajo manual. Toda pieza empieza con un proceso de creación. Alguien debe proyectar la pieza que quieres imprimir en 3D.

–¿En muchas aulas todavía se aprende como en la escuela industrial del siglo XIX, clase, timbre, clase … la revolución en la industria va acompañada de una revolución en la escuela?

–Se ha de cambiar la ecuación para poder formar a los trabajadores del futuro. La impresión 3D es una buena herramienta para trabajar con proyectos que fomentan la creatividad, pues se aprende haciendo. En la Fundación CIM de la Universidad Politécnica de Catalunya estamos formando a profesores de la ESO y de FP, incluso, ayudamos a redibujar un plan de estudios y a crear nuevas titulaciones.

–Y ¿qué título de nueva formación reclama la industria?

–Un técnico de prototipaje.

–¿La industria automovilística es pionera en el uso de la impresión 3D?

–La industria de la automoción y de bienes de consumo, como electrodomésticos, son pioneras en utilizar la impresión 3D para crear prototipos. Pero una vez tienen el producto apuestan por la fabricación en serie, como toda la vida. Sin embargo, hay sectores como la aeronáutica o empresas de material médico que se han lanzado al manofacturing.

–Empresas que, por ejemplo, producen material médico en pocas cantidades ¿pueden utilizar los servicios de impresión del CIM, teniendo en cuenta que son máquinas muy caras que no todas las pymes pueden comprar?

–Hay empresas, cuyo valor añadido es el I+D. En el CIM, por ejemplo, damos servicio a una empresa de material médico que imprime 200 piezas cada año. Estas piezas son la carcasa donde va el dispositivo electrónico que ellos han desarrollado con su I+D. El CIM ofrece un «service bureau» que a muchas empresas les interesa que sea local porque ellas invierten en productos de gran valor añadido y les interesa tener relocalizado este servicio. Es mejor hacerlo en casa que no en un país lejano. No interesa tanto el bajo coste laboral, como la logística.

–Una de las colaboraciones que ha dado los frutos más gratificantes es con el hospital Sant Joan de Déu. A un equipo de pediatras se les ocurrió imprimir tumores que parecían imposibles de operar para practicar y lograron intervenir y salvar la vida de niños que estaban desahuciados.

–¡Es la foto que preside mi despacho (un tumor en 3D)! Revela el potencial de la personalización de cosas que no se hacían y que son necesarias. Ante un caso crítico de operación tener un prototipo en 3D en la mano puede marcar la diferencia entre hacer o no la operación. Nosotros somos su taller para poder hacer este prototipo

–¿Cómo nace esta colaboración?

–Parten de liderazgos personales. En Sant Joan de Déu, hay un equipo médico brillante, dinámico y muy humano encabezados por los doctores Lucas Krauel, Jaume Mora y el departamento de R+D dirigido por Jaume Pallerols que empezaron a explorar. Innovamos juntos. Hacíamos un prototipo con el tumor y otros sin para que los doctores pudieran ver y tocar las venas que hay dentro. Estamos aprendiendo juntos. Cuando nos traen un caso, estudiamos qué hacemos. El reto ahora es cómo conseguir que esto sea una herramienta común. Un médico debería poder imprimir en 3D, igual que tiene la radiografía al momento de un paciente que se ha todo la muñeca, pero hay un tema de costes. Sant Joan de Déu ya tiene una impresora sencilla en 3D para que los casos que no requieren mucha complejidad los puedan hacer ellos. Es un primer paso.

–Otro paso para democratizar la impresión 3D son los FABLABS

–Una vecino de Barcelona puede entrar e imprimir en los FabLabs del Ayuntamiento. Gente que quiere hacerse una jaula para cazar mariposas o quiere arrancar una startup. También vienen escuelas, niños de barrios difíciles que ven que con estas máquinas hacen cosas, una carcasa del móvil, por ejemplo. Los profesores nos dicen que la impresión 3D ayuda a luchar contra el fracaso escolar y a crear vocaciones para seguir estudiando porque los chicos ven «ipso facto» la recompensa de su esfuerzo. Es el primer paso para salvar la industria.

–Adidas imprimió una serie de bambas en 3D, ¿debe temblar la industria de la moda?

–Debe temblar «Tiger» o los «chinos». Sobre una camiseta puedes imprimir un relieve, en cambio, puedes imprimir tu escritorio.

Origen: Niños salvados del cáncer gracias a la impresión 3D de réplicas de sus tumores

Imagen en 3D de los pies con unas simples fotos del teléfono móvil 

Imagen en 3D de los pies con unas simples fotos del teléfono móvil - impresoras 3D

Imagen en 3D de los pies con unas simples fotos del teléfono móvil.

Redacción: Martes, 13 Junio 2017

El Instituto de Biomecánica (IBV) de Valencia (España) ha desarrollado una tecnología pionera que permite capturar la forma 3D del pie con tan solo 3 fotos obtenidas con cualquier teléfono móvil inteligente o “smartphone”. De esta forma ya es posible obtener las dimensiones del pie desde cualquier lugar.

Esta tecnología, además, derriba las barreras que existían para lograr la digitalización de los pies y su uso relacionado con las compras a través de internet: facilita la selección de talla, la prueba virtual de calzado y permite también el desarrollo de nuevos negocios basados en la personalización del producto.

Según explica el Director de Innovación en Indumentaria del IBV, Juan Carlos González, “hemos desarrollado una app demo, 3D Avatar Feet/IBV para mostrar cómo funciona la tecnología del IBV, que permite obtener un modelo 3D de los pies utilizando un dispositivo al alcance de todo el mundo como es un smartphone. Sin duda, creemos que esta tecnología servirá de apoyo para el desarrollo de nuevos negocios basados en la antropometría del usuario”.

“Esta tecnología de escaneado 3D se basa en un algoritmo matemático de reconstrucción que encuentra la combinación óptima de parámetros de la forma del pie que mejor encaja con las siluetas extraídas de las tres fotos (lateral, de frente y media) tomadas por el usuario. Las fotos se envían a un servidor que lleva a cabo la reconstrucción 3D del pie. Así, en unos segundos podemos obtener un modelo 3D de nuestro pie y más de 20 medidas”, añade González.

El IBV ha desarrollado dos sistemas diferentes para obtener la reconstrucción del pie del usuario: la aplicación móvil 3D Avatar Feet/IBV y un escáner low cost para tiendas –DomeScan/IBV-.

3D Avatar. Feet/IBV: Aplicación para escanear la forma 3D del pie.

El IBV ha diseñado esta aplicación móvil de fácil uso. La obtención de datos se realiza a través de 3 fotos del pie colocado sobre un folio blanco (DIN A4 o US Letter). La app envía las imágenes a un servidor remoto donde se procesan los datos, “logrando que cualquier smartphone se convierta en un escáner 3D del pie gracias a la tecnología del IBV”.

DOMEscan/IBV: Sistema para la reconstrucción 3D del pie.

DomeScan/IBV es un escáner 3D de pies de bajo coste especialmente diseñado para el sector minorista. Fácil de usar, rápido y versátil, proporciona automáticamente un modelo 3D y más de veinte medidas de los pies.

Está equipado con una cámara cenital y dos espejos ubicados de tal manera que obtiene 3 vistas diferentes de los pies con tan solo una fotografía.

DOMEscan/IBV genera una reconstrucción digital 3D del pie y calcula en pocos segundos sus medidas. Es un escáner de bajo coste que utiliza una tecnología pionera en el campo de la digitalización de formas humanas, resultado de la intensa actividad de I+D llevada a cabo por el el Instituto de Biomecánica (IBV) en el campo de la Antropometría. Actualmente, más de 20 tiendas ya cuentan con este innovador escáner.

La venta de calzado por internet es uno de los acontecimientos más relevantes en este sector en los últimos años. Sin embargo, existen importantes barreras que están limitando su crecimiento, siendo una de las más importantes la incertidumbre en la selección de talla y las devoluciones de la compra debido a este hecho.

Mientras que la tasa de devolución media para el comercio electrónico es entre el 17% y el 25%, uno de cada tres pares de zapatos comprados online es devuelto por los usuarios, una de las tasas de devolución más altas en el caso del comercio electrónico.

Entre el 52% y el 65% de estas devoluciones están relacionadas con el ajuste inadecuado, lo que significa para las tiendas online muchos clientes insatisfechos, bajos índices de conversión debido a las oportunidades de ventas perdidas, así como tener que procesar todas esas devoluciones con el consiguiente coste de tiempo y dinero: Aproximadamente se devuelven 262 millones de pares de zapatos anualmente.

El IBV ha desarrollado estas tecnologías 3D para escanear los pies con el objetivo de resolver este problema e incluso fomentar nuevos modelos de negocio en línea basados, por ejemplo, en la personalización del calzado.

La trayectoria del IBV en antropometría le ha llevado a ser un referente en este campo a nivel mundial contando con un equipo multidisciplinar de expertos en ergonomía, antropometría, tecnología de escaneo 3D, visión artificial, estadística y diseño orientado por las personas.

En los últimos años, el Instituto de Biomecánica (IBV) ha consolidado una línea de I+D en antropometría y morfometría para el desarrollo de nuevos productos y servicios en diversos sectores, que ha generado bases de datos antropométricas de diferentes grupos de población.

Origen: Imagen en 3D de los pies con unas simples fotos del teléfono móvil.

El CSIC usará la bioimpresora 3D más avanzada del mundo

El CSIC usará la bioimpresora 3D más avanzada del mundo.

El Consejo Superior de Investigaciones Científicas de España (CSIC) ha entrado en un acuerdo de colaboración para impulsar la investigación en bioimpresión 3D. El acuerdo involucra a la empresa norteamericana Aether y a la Universidad Tecnológica de Queensland (QUT) en Australia.

Según informa la empresa, este acuerdo ayudará al desarrollo de la bioimpresora 3D ‘Aether 1’ para conseguir un mejor producto con mayores capacidades.

La firma destaca los recientes anuncios de ambas entidades en su trabajo en el campo de la bioimpresión 3D, que en el caso del CSIC se refieren principalmente a la producción de piel humana basada en el trabajo de la investigadora española Nieves Cubo Mateo.

La empresa dotará a los centros de equipamiento de bioimpresión 3D, así como al desarrollo de funcionalidades personalizadas, mientras que los centros compartirán con la empresa sus experiencias con el trabajo de estos equipos para marcar las líneas de desarrollo y nuevas funcionalidades.

Aether 1, bioimpresora 3D

En línea con la filosofía de la empresa, tanto el CSIC como el QUT no harán pruebas con animales vivos, ya que desde Aether promueven la sustitución de las pruebas de laboratorio en animales vivos por el uso de tejidos y, en un futuro, órganos creados por bioimpresión 3D.

El CSIC recibirá una bioimpresora 3D Aether 1, aún en fase ‘beta’, para llevar a cabo investigación experimental  en la combinación de múltiples materiales y métodos de fabricación, algo que parece encajar a la perfección con los objetivos del centro español. La empresa Aether trabajará directamente con Nives Cubo y otros investigadores para proveer de las herramientas necesarias para la consecución de los objetivos.

De momento hay tres unidades ‘beta’ de la bioimpresora 3D Aether 1, la primera fue instalada en la Universidad de Cambridge en Reino Unido y ahora el CSIC y la QUT recibirán las otras dos unidades. Las unidades han sido solicitadas por multitud de centros, entre los cuales la empresa ha seleccionado los que ha considerado de mayor interés.

Aether 1, bioimpresora 3D

Aether es una start-up con sede en San Francisco, cuyo objetivo es el desarrollo de equipos de bioimpresión 3D. La Aether 1, su primer modelo, considerado como la bioimpresora 3D más avanzada del mundo, puede trabajar con hasta 24 materiales distintos, dispone de 8 sistemas de fabricación y presenta características tales como visión artificial para calibración de la presión del aire, calibración y nivelación automática de las boquillas y la base y sistema de limpieza de boquillas.

Aunque aún están en fase ‘beta’, la empresa espera que pueda ponerse en comercialización durante este año por un precio de alrededor de los 9000 dólares.

Origen: El CSIC usará la bioimpresora 3D más avanzada del mundo

Bacterias impresas en 3D para crear grafeno

Bacterias impresas en 3D para crear grafeno.

Investigadores de la Universidad Tecnológica de Delft en los Países Bajos comenzaron el desarrollo de bacterias impresas en 3D para el desarrollo de materiales a medida. Uno de los que más  ha destaca dentro de su proyecto es el grafeno, que dependiendo cómo se imprima puede ser hasta 10 veces más resistente que  el acero.

Para el desarrollo de los materiales, los investigadores han explicado que pueden extraer átomos de oxígeno del óxido de grafeno, pudiendo transformarlo en grafeno. Que hasta ahora es el material más ligero y fuerte conocido por el hombre. Algo que lo hace altamente preciado, sobre todo si consideramos que aún es difícil de producir ya que su desarrollo supone un proceso costos y lento que implica el uso de productos químicos tóxicos.

Impresora modificada para el desarrollo de bacterias impresas en 3D

La técnica desarrollada por los investigadores consiste en  la creación de bacterias impresas en 3D que pueden ser depositadas en líneas precisas con la ayuda de la impresora 3D modificada, así el óxido de grafeno (compuesto de carbono, oxígeno e hidrógeno) se convierte en un material muy semejante al grafeno real. El “truco” es sacar las moléculas de oxigeno para que se metabolice el material lo cual reduce el óxido, hay más maneras de llegar a este resultado como el calor o productos químicos, pero de acuerdo a los investigadores la utilización de bacterias impresas en 3D es más sustentable y económico que los otros procesos.

En el caso del grafeno la bacteria a utilizar es Shewanella oneidensis, que ayudará a la reducción del óxido de grafeno y podrá adaptar las propiedades físicas del material. “Cuanto más se reduce [óxido de grafeno, más cerca está del grafeno”, dijo la Dra. Anne Meyer, investigadora de bionanosciencia de la TU Delft. “Es muy fácil: tiene lugar a temperatura ambiente en un poco de agua con azúcar”.

Proceso de impresión

Meyer mencionó que una vez que la tecnología de bacterias impresas en 3D mejore, podrá ser utilizado para añadir cables conductores en la superficie del óxido de grafeno y manteniendo al resto como no conductor. Lo que haría mucho más fácil depositar con precisión la solución de bacterias. Este proceso también quiere ser evaluado para modificar sustancias como el polvo lunar  y ayudar al desarrollo de dispositivos electrónicos en el espacio.Encuentra aquí el estudio completo sobre las bacterias impresas en 3D para el desarrollo de materiales.

Origen: Bacterias impresas en 3D para crear grafeno – 3Dnatives

Bioimpresión 3D de células de cartílago humano para su implante.

Bioimpresión 3D de células de cartílago humano para su implante.

Investigadores suecos de la Universidad Tecnológica de Chalmers y de la Academia Sahlgrenska han inducido con éxito células de cartílago humano para que vivan y crezcan en un modelo animal utilizando bioimpresión 3D, según informa Alerta Eureka.

Los resultados fueron publicados recientemente en la revista Plastic and Reconstructive Surgery Global Open.

“Esta es la primera vez que alguien ha impreso células del cartílago derivadas de seres humanos, las ha implantado en un modelo animal y las ha inducido a crecer”, dice Paul Gatenholm, profesor de Tecnología de Biopolímeros de la Universidad Tecnológica de Chalmers.

Item más, el profesor Gatenholm dirige el equipo de investigación que trabaja con un nuevo biomaterial basado en nanocelulosa en el Centro de Ciencias de la Madera Wallenberg. Él ha estado trabajando con Lars Kölby, profesor en la Academia Sahlgrenska de la Universidad de Gotemburgo y consultor especialista en el Departamento de Cirugía Plástica en el Hospital Universitario de Sahlgrenska.

Los investigadores imprimen un hidrogel de nanocelulosa mezclado con células de cartílago derivadas de seres humanos – un denominado “constructo”-. Utilizaron una  bioimpresora 3D fabricada por Cellink, una startup con sede en Gotemburgo, cuya bio-tinta es el resultado de la investigación de Paul Gatenholm. Inmediatamente después de la impresión, el constructo se implantó en ratones.

Los investigadores han podido informar sobre tres resultados positivos del estudio de los animales:

1. Tejido de cartílago humano ha crecido en un modelo animal.
2. Vascularización, es decir formación de vasos sanguíneos entre los materiales.
3. Fuerte estimulación de la proliferación y de la formación de neocartílago por las células madre humanas.

“Lo que vemos después de 60 días es algo que empieza a parecerse a los cartílagos. Es de color blanco y las células de cartílago humano están vivas y produciendo.  También hemos sido capaces de estimular las células del cartílago mediante la adición de las células madre, lo que claramente promueve la división celular “, dice Lars Kölby.

“Ahora tenemos pruebas de que el las células impresas en 3D con hidrogel pueden ser implantadas. Crece en ratones y, además, los vasos sanguíneos se han formado en ellas”,  dice Paul Gatenholm.

La colaboración ha sido un componente clave y fundamental para el éxito del proyecto. Los científicos en dos disciplinas diferentes han cruzado con éxito líneas académicas para encontrar un objetivo común donde pudieran combinar sus habilidades de una manera fructífera.

“A menudo, el método es el siguiente:.Nosotros, los médicos, trabajamos con los problemas y los investigadores trabajan con soluciones. Si podemos llegar juntos, hay una posibilidad real de resolver algunos de los problemas y, de esta manera, los pacientes se benefician de la investigación “, dice Lars Kölby.

Paul Gatenholm es cuidadoso en señalar que los resultados que él y el equipo de Lars Kölby han conseguido no implican de momento ningún atajo para conseguir órganos bioimpresos en 3D.

“Con lo que hemos hecho, la investigación ha dado un paso adelante hacia lo que algún día, utilizando células bioimpresas, se convierta en partes del cuerpo de los pacientes. Esta es la forma en que hay que trabajar cuando se trata de este tipo de actividad pionera: pequeños pasos a la vez. Nuestros resultados no son una revolución, pero son una parte gratificante de una evolución”.

Origen: Bioimpresión 3D de células de cartílago humano para su implante

La impresión 3D ayuda al tratamiento del cáncer óseo.


La impresión 3D ayuda al tratamiento del cáncer óseo.

Más…Científicos de la Universidad Rice de Houston, EE.UU., han utilizada la impresión 3D para crear soportes porosos para los huesos, que pueden ser utilizados para estudiar los tumores causados por el cáncer óseo. Esta utilización de la impresión 3D la vimos hace algunos meses con el desarrollo de una mano con células madre. Los investigadores determinaron que los poros dentro de nuestros huesos tiene un efecto significativo sobre cómo las células cancerosas operan y se propagan.

El responsable del proyecto es Antonios Mikos, el cual utilizó un soporte impreso en 3D para ver la reacción de las células del sarcoma de Ewing (tumor óseo maligno) respondía a los estímulos como el estrés.

Gracias a su estudio descubrieron que dependiendo del tamaño y orientación de los poros, pueden conseguir la proliferación de células cancerígenas en ausencia de sangre.La investigación de la Universidad Rice ha sido publicada en la revista ACS Biomaterials Science and Engineering, en el que cuentan a detalle que dependiendo del tamaño de los poros y el porcentaje de espacio entre ellos, afecta la migración de nutrientes y la migración celular.

Todo esto gracias a la impresión de soportes 3D que imitan la estructura del hueso.

Soportes porosos impresos en 3D De acuerdo a la descripción de Mikos, la estructura exterior del hueso de polímero, contiene poros artificiales que limitan el flujo de fluido y aplican tensión cortante a las células tumorales.

Al variar la estructura de los soportes impresos en 3D y la estructura de los poros, fue posible cambiar el flujo de los fluidos, así como la magnitud de la tensión.

Los científicos consideran esta información muy valiosa a la hora de estudiar el cáncer óseo y los potenciales tratamientos “Tenemos como objetivo desarrollar modelos de tumores que pueden captar la complejidad de los tumores in vitro y pueden utilizarse para la prueba para fármacos, proporcionando así una plataforma para la farmacología en desarrollo, y la reducción del costo asociado “, mencionó Mikos.

Los investigadores mencionaron que el soporte impreso en 3D les proporcionó una imagen mucho más realista de la estructura ósea y el comportamiento celular. Imprimieron cada una de las secciones del soporte o andamio con poros en tres tamaños diferentes (0,2, 0,6 y 1 mm) en donde sembraron las células tumorales.Utilizando posteriormente un reactor de perfusión para imitar el empuje y tracción de los fluido de un entorno biológico.

Marco Santoro, investigador dentro del proyecto de cáncer óseo de la Universidad RiceAl utilizar el reactor se dieron cuenta que las capas con poros más pequeños mostraron una proliferación ligeramente mayor.

Las células aumentaron la producción de insulina un obstáculo significativo para el éxito en los tratamientos de quimioterapia.

La combinación de la tensión de corte y la orientación del andamio creado dio como resultado diferentes niveles de producción de proteínas.“Nuestros resultados ponen de relieve cómo los soportes 3D impresos, en combinación con la perfusión de flujo in vitro, pueden modelar con eficacia los aspectos de la heterogeneidad de los tumores sólidos para futuras pruebas de medicamentos y terapias de pacientes personalizadas”, concluyeron los investigadores de la universidad.Encuentra el informe completo de la Universidad Rice.

Origen: La impresión 3D ayuda al tratamiento del cáncer óseo

Página 1 de 212
Ir a la barra de herramientas