Un nanosatélite producido en Euskadi por impresión 3D.

Mizar presenta los primeros modelos estructurales para un nanosatélite producido en Euskadi por impresión 3D - impresoras 3D

Mizar presenta los primeros modelos estructurales para un nanosatélite producido en Euskadi por impresión 3D.

La feria Addit3D (Bilbao, 6-8 de junio) permitirá a sus visitantes explorar las últimas aplicaciones de la fabricación aditiva para el ámbito aeroespacial, la automoción o el mundo industrial en general. Entre ellas, destacan los primeros modelos estructurales de nanosatélites fabricados en Euskadi, de la mano de la empresa vasca Mizar Additive a través de un acuerdo con Karten Space.

Gracias a la fabricación aditiva o impresión 3D, los componentes fabricados son más ligeros y, pueden responder en un plazo muy corto a las exigencias de los diseñadores. “La fabricación aditiva posibilita que los tiempos de producción sean más reducidos y que las características de los componentes se adapten a las necesidades específicas, mejorando el proceso de desarrollo de los mismo”, explica Antonio Valor, responsable en Mizar del proyecto.

La estructura de estos nanosatélites se fabrica por Mizar para la empresa Karten Space, y podrían convertirse en las primeras estructuras primarias de un satélite, a nivel mundial, en ser fabricadas mediante esta tecnología.

“La fabricación aditiva está contribuyendo a que los tiempos de producción se reduzcan hasta un 40%, pero, si además van acompañados de una revisión de los diseños, posibilitan mejoras de las prestaciones e incluso ajustes en los costes, posibilitando la democratización en este caso el uso de satélites”, explica Valor.

El caso de los nanosatélites protagonizará una ponencia del programa de jornadas de Addit3D, que tendrá lugar el día 7 de junio a las 11:00h a cargo de Antonio Valor, responsable técnico de aplicaciones aeroespaciales de Mizar y Máximo Calvo, CTO & Co-fundador de Karten Space.

Aplicaciones aerodinámicas:

El primer día de feria (martes 6 de junio), se presentará un monoplaza para la Fórmula Student del equipo Tecnun Motorsport (Universidad de Navarra) que incorpora varias piezas construidas mediante tecnología aditiva por la compañía vitoriana Mizar Additive. El vehículo se exhibirá el día 6 de junio en el stand C46 del Pabellón 5.

Para la producción del vehículo, Mizar ha colaborado con los miembros de Tecnun Motosport – estudiantes de la Escuela Superior de Ingenieros de San Sebastián, Tecnun – en la producción de varios componentes en el vehículo por tecnología aditiva que constituyen una continuación
a los modelos para laminación de fibra de carbono construidos conjuntamente el año pasado.

Mizar ofrece un servicio especializado en el diseño y producción a la carta de todo tipo de componentes para empresas. Especialmente de los sectores aeroespacial (útiles de montaje, prototipos de ensayo, piezas finales…), médico (prótesis, implantes a medida, modelos anatómicos personalizados…) y, en gran cantidad de áreas del sector industrial (modelos y prototipos, útiles de proceso y control y, piezas de recambio).

Mizar tiene oficinas en Álava, Madrid y Toulouse desde donde trabaja con clientes a nivel europeo. La compañía pertenece al Grupo Alcor, con gran experiencia en la creación y desarrollo de empresas tecnológicas punteras.

 

Origen: Mizar presenta los primeros modelos estructurales para un nanosatélite producido en Euskadi por impresión 3D.

Impresión 3D, profesión de futuro.

impresor 3D, profesión de futuro - impresoras 3D

Impresión 3D, profesión de futuro.

Un estudio elaborado por la Universidad de Oxford pone cifras a las preocupaciones de muchos trabajadores de hoy en día, mostrando que el 47% del empleo actual desaparecerá dentro de una o, como mucho, dos décadas. Por su parte, el 90% de las profesiones que permanezca sufrirá alguna transformación, relacionada en la mayoría de los casos con la adquisición de competencias tecnológicas.

Entre los empleos más reclamados del futuro, en primera posición se encuentra el de analista y programador de Internet de las Cosas, según David Martínez, responsable de transformación digital de Watch & Act. Las casas y ciudades estarán conectadas a todo tipo de sensores y dispositivos que permitirán interactuar con ellos o con otras personas. Serán necesarios profesionales que diseñen las mejores soluciones sobre esta base tecnológica.

La segunda posición la ocupa un puesto ya muy demandado: el de científico de datos. Se trata de profesionales con conocimientos analíticos, de programación y lógica, normalmente con formación matemática o estadística. Su labor es estudiar los datos de una organización y generar indicadores que anticipen las tendencias del negocio y propongan medidas correctoras sirviéndose del Big Data. Estos profesionales conocerán su máxima expresión ligados al Internet de las cosas.

El negocio de la robótica no dejará de crecer, por lo que el empleo de robotista tendrá también una mayor demanda. Los procesadores y sensores continuarán mejorando, automatizando al máximo los procesos y evitando la necesidad de intervención humana donde no sea fundamental. Los robotistas deben contar con conocimientos de ingeniería y ciencias de la computación, y disponer de capacidades relacionadas con la humanización de la inteligencia artificial.

Al igual que la robótica, la impresión 3D seguirá ganando importancia, generando el puesto de impresor 3D. El profesional debe ser una persona creativa, capaz de inventar nuevos modelos factibles y rentables, y con conocimientos informáticos de herramientas de impresión 3D.

Además, esta tecnología, que puede transformar modelo enteros de negocio, es altamente compatible con otras como la robótica o el Internet de las Cosas.

Por último, entre las profesiones del futuro cabe mencionar la de abogado especializado en ciberseguridad. Todos los avances tecnológicos introducen elementos de riesgo en la seguridad, por lo que la ciberseguridad pasará a ser un sector al alza. Cada país contará con un marco regulador concreto que requerirá de profesionales con una base tecnológica avanzada capaces de mitigar los riesgos y su impacto en las personas.

 

Origen: impresor 3D, profesión de futuro 

La escultura impresa en 3D que causa furor en la Bienal de Venecia

'El problema del caballo', la escultura impresa en 3D que causa furor en la Bienal de Venecia - impresoras 3D

El problema del caballo’, la escultura impresa en 3D que causa furor en la Bienal de Venecia.

Un conjunto escultórico impreso en 3D por la artista argentina residente en Gran Bretaña Claudia Fontes  y titulada ‘El problema del caballo’ está causando sensación en la Bienal de Venecia 2017, que muestra las obras de 120 artistas en unos 90 pabellones.

La escultura de Claudia Fontes muestra a un gigantesco caballo blanco de cinco metros de altura cuya frente es tocada por una mujer (a la que el gran público suele confundir con una niña) con su mano derechz al tiempo que ella se cubre el rostro con la izquierda.

“Es una escultura ecuestre del siglo XIX mezcla de videojuegos, porque usé mucho software de videojuegos. Escaneamos las figuras humanas. De hecho, el chico en cuclillas es mi hijo. A partir de los escaneos originamos un archivo digital y la máquina (una impresora 3D) lo produce. En el caso del caballo, a un tamaño de cinco metros. Es impresionante, porque la precisión es absoluta. Yo le metí mano al final y modelé algunas partes. Si no meto mano, no me quedo tranquila”, ha declarado a El Español. El choque entre viejas y nuevas tecnologías también es una de las partes fuertes de la obra.

El secreto de la pieza: son las piernas de la mujer las que resisten el pesode la instalación gigante. No es el caballo, no está enganchado a ninguna parte. Es un edificio protegido por Patrimonio. Que la figura de la mujer soporte el peso es otra lectura más: el caballo no es triunfante, ni rampante, es un caballo que se quiere quitar de encima al jinete, en transición al sometimiento.

Un instante antes de ser calmado por ella. Una mujer. “Sí, es una cuestión feminista. La solución y la responsabilidad cae sobre ella”. Por cierto, la mujer no es que no quiera mirar al animal, se tapa los ojos, dice, porque es un gesto más cercano al tacto que a la visión.

Sin embargo, cuando en octubre de 2016 Claudia Fontes reveló a los medios de comunicación argentinos el proyecto que estaba realizando para la Bienal de Venecia  no se expresó en términos feministas o dejados a la libre interpretación de cada uno, sino que dijo que el caballo evocaría a los explotados durante la conquista de América.

“El caballo es el símbolo de cómo hemos fallado como especie”, dijo esta artista nacida en Buenos Aires en 1964, criada en Haedo y radicada en Brighton desde 2002, durante una conferencia de prensa que ofreció en el Palacio San Martín. La acompañaban Mauricio Wainrot, director general de Asuntos Culturales de la Cancillería; Andrés Duprat, curador del envío, y el embajador Pedro Raúl Villagra Delgado.

“Va a ser una obra muy escenográfica, seguramente la más fotografiada de la Bienal. Y a mí me interesa que se hable de la Argentina”, dijo Wainrot sobre el caballo blanco que ocupará casi todo el espacio. Como si estuviera atrapado en un establo, el animal se iba a mostrar escoltado por dos personajes inspirados en la pintura ‘La vuelta del malón’, de Ángel Della Valle, que alude a la conquista del desierto.

“El caballo suele asociarse con la virilidad del héroe. Pero acá se presentará atrapado en la sala, en una condición vulnerable. Me puse en el lugar del que no eligió estar en la conquista. El visitante tendrá la sensación de que ha entrado en una escena íntima”, adelantó Fontes a La Nación. Defensora de “un modo de convivencia inclusivo, en el que nadie pierda”, agregó que “lo que se está viviendo en el mundo es una gran batalla hormonal”.

Claudia está sorprendida por la respuesta que ha tenido la escultura. Dice que le escriben de todas partes del mundo, personas que han pasado por la cita del arte contemporáneo más importante del año para contarle su experiencia con la obra. Explican a la artista sus interpretaciones, le felicitan por denunciar el maltrato animal, otros ven la voracidad capitalista en el caballo… Es una obra con una lectura tan cerrada que cada espectador la lee como quiere.

Origen: ‘El problema del caballo’, la escultura impresa en 3D que causa furor en la Bienal de Venecia.

El IAAC construirá un pabellón de arcilla mediante robótica e impresión 3D en sólo cuatro días.

 

 

El IAAC construirá un pabellón de arcilla mediante robótica e impresión 3D en sólo cuatro días.

El Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña (IAAC) estrenará el próximo 23 de mayo el proyecto On Site Robotics, cuyos sistemas de robótica e impresión 3D construirán a escala arquitectónica un pabellón de arcilla durante cuatro días.

Según ha informado el IAAC, con el apoyo del centro de investigación Tecnalia  y gracias a los avances tecnológicos que presenta On Site Robotics en el espacio Future Arena de la feria Barcelona Building Construmat, imprimir en 3D elementos arquitectónicos de grandes dimensiones y pequeños edificios está cada vez más cerca de ser una realidad.

El IAAC dará a conocer durante dicha feria las ventajas del uso de robots accionados por cables, como los usados en los estadios para filmar partidos de fútbol, que permiten abarcar más superficie en la construcción por impresión en 3D por su libertad de movimiento.

La directora académica del IAAC y coordinadora del proyecto, Areti Markopoulou, ha destacado en un comunicado que “la producción con esta combinación de tecnología 3D, robots de cables y drones permite que la construcción sea mucho más rápida, más barata y sostenible”.

En esta línea, Markopoulou ha añadido que la posibilidad de trasladar pequeños robots al lugar de construcción permite “reducir radicalmente el impacto medioambiental y económico que hay detrás de la construcción actual, como el transporte logístico o las emisiones de CO2, y también permite al usuario final participar en el proceso de producir su propia vivienda a medida”.

El proceso de impresión 3D in situ requiere una supervisión continua del estado del material depositado, la estructura tridimensional, así como las condiciones ambientales, que podrían influir en su comportamiento.

Es por eso que el On Site Robótica  integra el uso de aviones no tripulados programados para volar de forma autónoma. Su objetivo es participar en el flujo de trabajo, el seguimiento del desarrollo a través de cámaras multiespectrales, que, gracias a los procesos computacionales, ofrecen información térmica del estado de secado de la estructura.

El sistema desarrollado en On Site Robótica pretende revolucionar el sector de la construcción, lo que reduce los costos de producción y ofrece la posibilidad de invitar a personalizar el producto final, que puede ser construido en las instalaciones o cerca del sitio de construcción.

Origen: El IAAC construirá un pabellón de arcilla mediante robótica e impresión 3D en sólo cuatro días 

Clay XYZ, la nueva impresora 3D de arcilla para modelar facilidad

Clay XYZ, la nueva impresora 3D de arcilla para modelar facilidad.

 La impresora 3D Clay XYZ, de la empresa estadounidense con el mismo nombre, es una de las primeras máquinas 3D utiliza arcilla para crear. Hace unos días inició su campaña de Kickstarter sobrepasando su meta inicial de $ 10.000 dólares. La máquina está pensada para crear de manera más sencilla y con diseños más complejos cerámica y alfarería. La herramienta ideal para escultores y artistas relacionados que quieren comenzar en las tecnologías de fabricación aditiva!

John Fray, un especialista en cerámica fue el que desarrolló la idea de Clay XYZ en 2015, cuando comenzó con su incursión en la impresión 3D la consideraba la “herramienta mágica” porque podía dar vida a sus diseños de manera mucho más rápida y fácil. Ya existían máquinas que se especializaban en la impresión 3D de cerámica, pero siempre más centradas en la industria. La empresa francesa 3DCeram es un ejemplo de ello, ya que se centra en el mercado biomédico de lujo.

Piezas creadas con Clay XYZ

Clay XYZ cuenta con un volumen de impresión de  210 x 220 x 180 mm y puede crear varios tipos de modelos 3D. La impresora 3D tiene una precisión de entre 0,2 y 0,8 mm, y ha conseguido aumentar la velocidad de impresión de arcilla un 15%, ofreciendo resultados mucho más a medida que los métodos tradicionales.  En su puesta en marcha has creado varios modelos STL en Thingiverse y diversas webs de ficheros. Así es más fácil crear tazones, vasos, pantallas de lámparas o  pequeñas esculturas.

Tubo compresor de arcilla

Clay XYZ tiene un sistema de extrusión única que se compone de un tubo de compresión en el que se coloca la arcilla y que lo dirige al cabezal de impresión. Este compresor retira las burbujas de aire, lo que aumenta la exactitud de impresión. La marca ofrece dos posibilidades, por un lado puedes obtener la impresora con todo el kit de impresión, y por el otro, si ya tienes una impresora FDM puedes simplemente comprar el Kit de impresión con el tubo compresor y extrusor.

La arcilla es un material de impresión que tiene varias ventajas es fácil de encontrar y puede ser reutilizable, con tal solo disolver el modelo en agua caliente. Actualmente y debido a la campaña de crowdfunding de la marca, la Clay XYZ , el kit completo, tiene un precio de $699 y si lo único que se quiere es el Kit de extrusión, tiene un precio de $399.

Vídeo con la presentación de la Clay XYZ:

Para más información visita la campaña oficial de Clay XYZ.

Página 1 de 41234
Ir a la barra de herramientas